Nuevas recetas

Presentación de diapositivas de 12 formas de comer sin gluten en la carretera

Presentación de diapositivas de 12 formas de comer sin gluten en la carretera

1. Haga su investigación

Conéctese a Internet y consulte sitios web sin gluten como GlutenFreeTravelSite.com. Vea qué destinos tienen opciones sin gluten, como la ciudad de Nueva York, Orlando y Washington, DC Lo que debe buscar para determinar si un destino es apto para alimentos sin gluten es la cantidad de restaurantes, tiendas de comestibles y hoteles y complejos turísticos que ofrecen opciones sin gluten en un lugar elegido. Las cadenas de restaurantes, los mercados Trader Joe's y Whole Foods y los hoteles con cocinas ofrecen muchas opciones para aquellos que necesitan estar libres de gluten mientras viajan.

2. Póngase en contacto con un grupo de apoyo

iStockphoto / Thinkstock

Antes de viajar, comuníquese con un grupo local de apoyo para celíacos.

"Esta es una excelente manera de obtener asesoramiento personal de primera mano de los lugareños que conocen los lugares más amigables sin gluten para visitar, ya sean restaurantes, mercados u hoteles y complejos turísticos", dijo Broussard. Para encontrar asociaciones de celíacos, navegue por la lista de capítulos bajo Asociaciones de celíacos en el GlutenFreeTravelSite.com Página de recursos sin gluten.

3. Come en

Reserve un hotel, resort o apartamento que tenga cocina. Residence Inn, Extended Stay y Homewood Suites ofrecen alojamiento con instalaciones de cocina, señala Broussard.

4. Reserva de gama alta

Si no quiere cocinar durante sus vacaciones, reserve una estadía en un hotel más caro que tenga menús sin gluten. Omni Hotels, Fairmont Hotels, Hyatt Hotels y The Ritz-Carlton ofrecen opciones de menú sin gluten.

5. Traiga tarjetas de comedor

Lleve consigo una tarjeta de comidas especialmente elaborada que describa la dieta sin gluten, explique qué buscar y qué alimentos no contienen gluten y cuáles no.

"Es una forma de comunicar sus necesidades de manera sucinta y directa", dijo Broussard, quien aconseja a los comensales que hablen directamente con el chef o gerente y no solo con el mesero sobre sus necesidades.

Las tarjetas vienen en varios idiomas y se pueden descargar gratis de sitios web como www.celiactravel.com.

6. Llame con anticipación

Si está cenando en un lugar por primera vez, llame con anticipación y discuta sus inquietudes y obtenga respuestas a sus preguntas con anticipación. Antes de reservar una mesa o una habitación, averigüe con el chef cómo maneja las restricciones dietéticas especiales. A medida que su viaje se acerque, vuelva a llamar para ver si el mismo chef con el que habló todavía está allí.

7. Traiga comida para el viaje

Lleve alimentos no perecederos sin gluten como pasta, waffles, galletas saladas y pan sin gluten. La pasta se puede llevar a los restaurantes para que la prepare la cocina y los otros alimentos básicos pueden estar disponibles en caso de que las opciones para cenar en su destino de viaje sean limitadas.

8. Viaja a las grandes ciudades

iStockphoto / Thinkstock

En general, las ciudades más grandes, como Nueva York, Washington, área metropolitana de DC y el área de la bahía de San Francisco, así como Boston; Boulder, Colorado; Chicago; Denver; Portland, Ore .; y Seattle tienden a tener más opciones sin gluten. Las ciudades con cadenas de restaurantes también son una opción. Cadena china P.F. Chang's tiene un menú sin gluten y todos los elementos que se sirven se presentan en platos diferentes, lo que reduce la posibilidad de confusión o mal manejo de la comida.

9. Ve a Disney World

"Disney se ha convertido en el estándar de oro en productos sin gluten", dijo Broussard. "No tuve que cocinar ni preocuparme si la comida de mi hijo era segura".

En cada restaurante, el chef se sienta a la mesa y analiza las opciones con usted y se asegura personalmente de que obtenga una comida sin gluten.

10. Considere un crucero

La mayoría de las principales líneas de cruceros ahora ofrecen muchas opciones sin gluten, aunque las opiniones de los usuarios varían ampliamente en GlutenFreeTravelSite.com. Broussard sugiere investigar, comunicar sus necesidades con anticipación y empacar alimentos sin gluten como respaldo.

"Nunca se puede preparar lo suficiente", dijo Broussard.

11. Comida a bordo: cuidado con el comprador

Si bien la mayoría de las aerolíneas ya no ofrecen comidas gratuitas en vuelos nacionales, los pasajeros sentados en vuelos ejecutivos y de primera clase o en vuelos internacionales pueden solicitar comidas sin gluten. Broussard advierte que pedir una comida sin gluten con anticipación no siempre es confiable. Sugiere traer comida como respaldo en caso de que no haya una opción sin gluten disponible.

Dado que no existe una forma física de determinar si algo no contiene gluten, Broussard sugiere mirar a su alrededor y ver qué están comiendo otros pasajeros; la comida sin gluten es claramente diferente de lo que se sirve habitualmente. Además, tenga cuidado con las comidas que llegan con pan o galletas empaquetadas, que a menudo se colocan inocentemente encima, pero también podrían indicar que la comida puede no estar libre de gluten.

12. Utilice los consejos móviles

Una vez que llegue a su destino de vacaciones, utilice las versiones móviles de los consejos sin gluten. El sitio de Broussard GlutenFreeTravelSite.com tiene una versión móvil que no requiere ninguna descarga. Simplemente inicie sesión en Internet en su teléfono inteligente y abra el sitio web para acceder a la versión móvil, que incluye un directorio mundial de restaurantes con opciones sin gluten que se pueden buscar por código postal o ciudad.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un plato de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan de trigo integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la decisión de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena nocturna a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato de avena matutina. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga la proteína, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se puede comer galletas para el desayuno? Estas abundantes galletas tienen zanahorias ralladas, pasas, nueces y todas tus especias calientes favoritas. Hacen el perfecto desayuno indulgente de lunes a viernes.

13. Cómo hacer avena en frascos: una semana de desayuno en 5 minutos

Por último, pero no menos importante, la forma clásica de preparar el desayuno de una semana entera: avena en tarros. ¡Tan fácil, tan simple!

Kristin es la cofundadora de Part Time Vegan and Silent Book Club. Como exeditor en Real simple, es compulsivamente organizada y le encanta resolver los problemas de las personas. Tiene debilidad por los postres, especialmente los helados.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un plato de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan de trigo integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la decisión de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena nocturna a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato matutino de avena. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga la proteína, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se puede comer galletas para el desayuno? Estas abundantes galletas tienen zanahorias ralladas, pasas, nueces y todas tus especias calientes favoritas. Hacen el perfecto desayuno indulgente de lunes a viernes.

13. Cómo hacer avena en frascos: una semana de desayuno en 5 minutos

Por último, pero no menos importante, la forma clásica de preparar el desayuno de una semana entera: avena en tarros. ¡Tan fácil, tan simple!

Kristin es la cofundadora de Part Time Vegan and Silent Book Club. Como ex editor en Real simple, es compulsivamente organizada y le encanta resolver los problemas de las personas. Tiene debilidad por los postres, especialmente los helados.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un plato de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan de trigo integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la resolución de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena durante la noche a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato matutino de avena. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga la proteína, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se puede comer galletas para el desayuno? Estas abundantes galletas tienen zanahorias ralladas, pasas, nueces y todas tus especias calientes favoritas. Hacen el perfecto desayuno indulgente de lunes a viernes.

13. Cómo hacer avena en frascos: una semana de desayuno en 5 minutos

Por último, pero no menos importante, la forma clásica de preparar el desayuno de una semana entera: avena en tarros. ¡Tan fácil, tan simple!

Kristin es la cofundadora de Part Time Vegan and Silent Book Club. Como ex editor en Real simple, es compulsivamente organizada y le encanta resolver los problemas de las personas. Tiene debilidad por los postres, especialmente los helados.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un tazón de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la resolución de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena durante la noche a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato de avena matutina. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga las proteínas, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se puede comer galletas para el desayuno? Estas abundantes galletas tienen zanahorias ralladas, pasas, nueces y todas tus especias calientes favoritas. Hacen el perfecto desayuno indulgente de lunes a viernes.

13. Cómo hacer avena en frascos: una semana de desayuno en 5 minutos

Por último, pero no menos importante, la forma clásica de preparar el desayuno de una semana entera: avena en tarros. ¡Tan fácil, tan simple!

Kristin es la cofundadora de Part Time Vegan and Silent Book Club. Como ex editor en Real simple, es compulsivamente organizada y le encanta resolver los problemas de las personas. Tiene debilidad por los postres, especialmente los helados.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un plato de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la resolución de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena durante la noche a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato de avena matutina. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga la proteína, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se pueden comer galletas para el desayuno? Estas abundantes galletas tienen zanahorias ralladas, pasas, nueces y todas tus especias calientes favoritas. Hacen el perfecto desayuno indulgente de lunes a viernes.

13. Cómo hacer avena en frascos: una semana de desayuno en 5 minutos

Por último, pero no menos importante, la forma clásica de preparar el desayuno de una semana entera: avena en tarros. ¡Tan fácil, tan simple!

Kristin es la cofundadora de Part Time Vegan and Silent Book Club. Como ex editor en Real simple, es compulsivamente organizada y le encanta resolver los problemas de las personas. Tiene debilidad por los postres, especialmente los helados.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un plato de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la resolución de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena durante la noche a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato de avena matutina. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga las proteínas, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se puede comer galletas para el desayuno? Estas abundantes galletas tienen zanahorias ralladas, pasas, nueces y todas tus especias calientes favoritas. Hacen el perfecto desayuno indulgente de lunes a viernes.

13. Cómo hacer avena en frascos: una semana de desayuno en 5 minutos

Por último, pero no menos importante, la forma clásica de preparar el desayuno de una semana entera: avena en tarros. ¡Tan fácil, tan simple!

Kristin es la cofundadora de Part Time Vegan and Silent Book Club. Como ex editor en Real simple, es compulsivamente organizada y le encanta resolver los problemas de las personas. Tiene debilidad por los postres, especialmente los helados.


13 maneras maravillosas de comer avena

¿Crees que un plato de avena blanda es la única forma de comer tu avena? Piensa otra vez. Desde barras de granola rellenas de mermelada y panqueques de avena veganos hasta pan de sándwich y galletas de desayuno, hay muchas maneras deliciosas de disfrutar de este alimento básico de la despensa saludable para el corazón.

1. Pan de sándwich de trigo integral con avena y nueces

Mejora tu juego de pan de sándwich con este pan integral. La adición de avena tanto en el pan como en la corteza agrega una textura agradable y un impulso nutricional.

2. Pan rápido de avena y arándanos

Si congeló una pinta o dos de arándanos este verano cuando estaban en su punto máximo, ahora es el momento de sacarlos del congelador y hacer un lote de este pan rápido. Es una delicia para el desayuno del domingo por la mañana.

3. Barras de granola con mermelada

Estas barras de granola decadentes son lo suficientemente versátiles como para comerse en cualquier lugar para cualquier comida. Puede llevarlos de excursión, disfrutar de uno como desayuno para llevar o incluso servirlos a la mode para un postre saludable. Ahora todo lo que queda por decidir es qué tipo de mermelada usarás.

4. Crumble de frutas con avena y dátiles

Las migas de frutas son uno de los postres más fáciles de preparar y son infinitamente personalizables para adaptarse a cualquier restricción dietética. Esta versión es sin nueces, sin gluten y vegana. No hay & # 8217 casi nadie que diga que no a esta golosina.

5. Barras de avena de girasol sin hornear

¿No tienes ganas de encender el horno? No hay problema. Estas deliciosas barras de desayuno se reafirman en el refrigerador y están endulzadas con agave para hacerlas veganas. También puede personalizarlos a su gusto agregando su combinación favorita de frutos secos.

6. Scones de avena y toronja con miel

¿Qué mejor desayuno de invierno que un bollo? Especialmente uno que hace uso de los pomelos frescos que están en temporada ahora. La adición de miel y jengibre significa que esta es una receta que harás una y otra vez.

7. Avena durante la noche con mermelada y coco tostado

Si tomó la decisión de desayunar con más frecuencia en 2016, comience a agregar esta avena nocturna a su rutina antes de acostarse. Son fáciles de ensamblar y significan que puede presionar el botón de repetición un tiempo adicional y aún así desayunar.

8. Muffins de coco, mango y avena

Estos muffins se hacen más saludables con la adición de avena y aceite de coco. Si no eres un fanático del mango, cambia otra fruta favorita. Incluso podría considerar hacer un lote doble para poder guardar un poco en el congelador para más tarde.

9. Bagatela de whisky de avena tostada y nueces

Este clásico postre escocés llamado cranachan es básicamente una versión de postre borracho de su yogur de desayuno y parfait de granola. Pero es la adición de su whisky favorito a la crema batida lo que lleva esto sólidamente al territorio de los postres.

10. Avena cortada en acero con manzanas asadas con arce y queso cheddar

No tenga miedo de esta combinación dulce y salada para su plato matutino de avena. Al igual que el queso cheddar combina maravillosamente con el pastel de manzana, el queso cheddar rallado agrega una riqueza completamente nueva a esta receta.

11. Panqueques veganos de coco y avena

Omita los huevos y los lácteos en estos panqueques y obtenga la proteína, la grasa y la fibra de la avena y el yogur de coco. Le prometemos que no sabe que son veganos.

12. Galletas de avena y zanahoria especiadas para el desayuno

¿Quién dice que no se pueden comer galletas para el desayuno? These hearty cookies have shredded carrots, raisins, walnuts, and all your favorite warming spices. They make the perfect indulgent weekday breakfast.

13. How To Make Oatmeal in Jars: One Week of Breakfast in 5 Minutes

Last but not least, the classic way to make a whole week of breakfast at once: oatmeal in jars. So easy, so simple!

Kristin is the co-founder of Part Time Vegan and Silent Book Club. As a former editor at Real Simple, she is compulsively organized and loves solving people's problems. She has a weakness for desserts, especially ice cream.


13 Wonderful Ways to Eat Your Oats

Think a bowl of mushy oatmeal is the only way to eat your oats? Think again. From jam-filled granola bars and vegan oat pancakes, to sandwich bread and breakfast cookies, there are plenty of delicious ways to enjoy this heart-healthy pantry staple.

1. Whole-Wheat Sandwich Loaf with Oats and Pecans

Pump up your sandwich bread game with this whole-wheat loaf. The addition of oats both in the bread and on the crust adds a nice texture and nutritional boost.

2. Blueberry-Oat Quick Bread

If you froze a pint or two of blueberries this summer when they were at their peak, now is the time to dig them out of the freezer and make a batch of this quick bread. It’s a go-to treat for Sunday morning breakfast.

3. Jammy Granola Bars

These decadent granola bars are versatile enough to be eaten anywhere for any meal. You can take them hiking, enjoy one as a grab-and-go breakfast, or even serve them a la mode for a healthy dessert. Now all that’s left to decide is what kind of jam you’ll use.

4. Fruit Crumble with Oats & Dates

Fruit crumbles are one of the easiest desserts to put together, and they are infinitely customizable to suit any dietary restrictions. This version happens to be nut-free, gluten-free, and vegan. There’s almost no one who will say no to this treat.

5. No-Bake Sunflower Oat Bars

Don’t feel like firing up the oven? No hay problema. These delightful breakfast bars firm up in the refrigerator, and are sweetened with agave to make them vegan. You can also customize them to your taste by adding your favorite combination of dried fruits.

6. Honeyed Grapefruit Oat Scones

What better winter breakfast than a scone? Especially one that makes use of the fresh grapefruits that are in season now. The addition of honey and ginger means this is a recipe you’ll make again and again.

7. Overnight Oats with Jam and Toasted Coconut

If you made a resolution to eat breakfast more often in 2016, start adding these overnight oats to your before-bed routine. They are easy to assemble, and mean that you can hit snooze an extra time, and still eat breakfast.

8. Coconut Mango Oat Muffins

These muffins are made healthier by the addition of oats and coconut oil. If you aren’t a mango fan, swap in another favorite fruit. You might even consider making a double batch so you can stash some in the freezer for later.

9. Toasted Oat and Walnut Whisky Trifle

This classic Scottish dessert called cranachan is basically a boozy dessert version of your breakfast yogurt and granola parfait. But it’s the addition of your favorite whisky to the whipped cream that takes this solidly into dessert territory.

10. Steel-Cut Oats with Maple-Roasted Apples and Cheddar

Don’t be afraid of this sweet and savory combination for your morning bowl of oatmeal. Just like cheddar cheese goes wonderfully with apple pie, grated sharp cheddar adds a whole new richness to this recipe.

11. Vegan Coconut-Oat Pancakes

Skip the eggs and dairy in these pancakes and get the protein, fat, and fiber from oats and coconut yogurt instead. We promise you won’t even know they’re vegan.

12. Spiced Carrot Oat Breakfast Cookies

Who says you can’t eat cookies for breakfast? These hearty cookies have shredded carrots, raisins, walnuts, and all your favorite warming spices. They make the perfect indulgent weekday breakfast.

13. How To Make Oatmeal in Jars: One Week of Breakfast in 5 Minutes

Last but not least, the classic way to make a whole week of breakfast at once: oatmeal in jars. So easy, so simple!

Kristin is the co-founder of Part Time Vegan and Silent Book Club. As a former editor at Real Simple, she is compulsively organized and loves solving people's problems. She has a weakness for desserts, especially ice cream.


13 Wonderful Ways to Eat Your Oats

Think a bowl of mushy oatmeal is the only way to eat your oats? Think again. From jam-filled granola bars and vegan oat pancakes, to sandwich bread and breakfast cookies, there are plenty of delicious ways to enjoy this heart-healthy pantry staple.

1. Whole-Wheat Sandwich Loaf with Oats and Pecans

Pump up your sandwich bread game with this whole-wheat loaf. The addition of oats both in the bread and on the crust adds a nice texture and nutritional boost.

2. Blueberry-Oat Quick Bread

If you froze a pint or two of blueberries this summer when they were at their peak, now is the time to dig them out of the freezer and make a batch of this quick bread. It’s a go-to treat for Sunday morning breakfast.

3. Jammy Granola Bars

These decadent granola bars are versatile enough to be eaten anywhere for any meal. You can take them hiking, enjoy one as a grab-and-go breakfast, or even serve them a la mode for a healthy dessert. Now all that’s left to decide is what kind of jam you’ll use.

4. Fruit Crumble with Oats & Dates

Fruit crumbles are one of the easiest desserts to put together, and they are infinitely customizable to suit any dietary restrictions. This version happens to be nut-free, gluten-free, and vegan. There’s almost no one who will say no to this treat.

5. No-Bake Sunflower Oat Bars

Don’t feel like firing up the oven? No hay problema. These delightful breakfast bars firm up in the refrigerator, and are sweetened with agave to make them vegan. You can also customize them to your taste by adding your favorite combination of dried fruits.

6. Honeyed Grapefruit Oat Scones

What better winter breakfast than a scone? Especially one that makes use of the fresh grapefruits that are in season now. The addition of honey and ginger means this is a recipe you’ll make again and again.

7. Overnight Oats with Jam and Toasted Coconut

If you made a resolution to eat breakfast more often in 2016, start adding these overnight oats to your before-bed routine. They are easy to assemble, and mean that you can hit snooze an extra time, and still eat breakfast.

8. Coconut Mango Oat Muffins

These muffins are made healthier by the addition of oats and coconut oil. If you aren’t a mango fan, swap in another favorite fruit. You might even consider making a double batch so you can stash some in the freezer for later.

9. Toasted Oat and Walnut Whisky Trifle

This classic Scottish dessert called cranachan is basically a boozy dessert version of your breakfast yogurt and granola parfait. But it’s the addition of your favorite whisky to the whipped cream that takes this solidly into dessert territory.

10. Steel-Cut Oats with Maple-Roasted Apples and Cheddar

Don’t be afraid of this sweet and savory combination for your morning bowl of oatmeal. Just like cheddar cheese goes wonderfully with apple pie, grated sharp cheddar adds a whole new richness to this recipe.

11. Vegan Coconut-Oat Pancakes

Skip the eggs and dairy in these pancakes and get the protein, fat, and fiber from oats and coconut yogurt instead. We promise you won’t even know they’re vegan.

12. Spiced Carrot Oat Breakfast Cookies

Who says you can’t eat cookies for breakfast? These hearty cookies have shredded carrots, raisins, walnuts, and all your favorite warming spices. They make the perfect indulgent weekday breakfast.

13. How To Make Oatmeal in Jars: One Week of Breakfast in 5 Minutes

Last but not least, the classic way to make a whole week of breakfast at once: oatmeal in jars. So easy, so simple!

Kristin is the co-founder of Part Time Vegan and Silent Book Club. As a former editor at Real Simple, she is compulsively organized and loves solving people's problems. She has a weakness for desserts, especially ice cream.


13 Wonderful Ways to Eat Your Oats

Think a bowl of mushy oatmeal is the only way to eat your oats? Think again. From jam-filled granola bars and vegan oat pancakes, to sandwich bread and breakfast cookies, there are plenty of delicious ways to enjoy this heart-healthy pantry staple.

1. Whole-Wheat Sandwich Loaf with Oats and Pecans

Pump up your sandwich bread game with this whole-wheat loaf. The addition of oats both in the bread and on the crust adds a nice texture and nutritional boost.

2. Blueberry-Oat Quick Bread

If you froze a pint or two of blueberries this summer when they were at their peak, now is the time to dig them out of the freezer and make a batch of this quick bread. It’s a go-to treat for Sunday morning breakfast.

3. Jammy Granola Bars

These decadent granola bars are versatile enough to be eaten anywhere for any meal. You can take them hiking, enjoy one as a grab-and-go breakfast, or even serve them a la mode for a healthy dessert. Now all that’s left to decide is what kind of jam you’ll use.

4. Fruit Crumble with Oats & Dates

Fruit crumbles are one of the easiest desserts to put together, and they are infinitely customizable to suit any dietary restrictions. This version happens to be nut-free, gluten-free, and vegan. There’s almost no one who will say no to this treat.

5. No-Bake Sunflower Oat Bars

Don’t feel like firing up the oven? No hay problema. These delightful breakfast bars firm up in the refrigerator, and are sweetened with agave to make them vegan. You can also customize them to your taste by adding your favorite combination of dried fruits.

6. Honeyed Grapefruit Oat Scones

What better winter breakfast than a scone? Especially one that makes use of the fresh grapefruits that are in season now. The addition of honey and ginger means this is a recipe you’ll make again and again.

7. Overnight Oats with Jam and Toasted Coconut

If you made a resolution to eat breakfast more often in 2016, start adding these overnight oats to your before-bed routine. They are easy to assemble, and mean that you can hit snooze an extra time, and still eat breakfast.

8. Coconut Mango Oat Muffins

These muffins are made healthier by the addition of oats and coconut oil. If you aren’t a mango fan, swap in another favorite fruit. You might even consider making a double batch so you can stash some in the freezer for later.

9. Toasted Oat and Walnut Whisky Trifle

This classic Scottish dessert called cranachan is basically a boozy dessert version of your breakfast yogurt and granola parfait. But it’s the addition of your favorite whisky to the whipped cream that takes this solidly into dessert territory.

10. Steel-Cut Oats with Maple-Roasted Apples and Cheddar

Don’t be afraid of this sweet and savory combination for your morning bowl of oatmeal. Just like cheddar cheese goes wonderfully with apple pie, grated sharp cheddar adds a whole new richness to this recipe.

11. Vegan Coconut-Oat Pancakes

Skip the eggs and dairy in these pancakes and get the protein, fat, and fiber from oats and coconut yogurt instead. We promise you won’t even know they’re vegan.

12. Spiced Carrot Oat Breakfast Cookies

Who says you can’t eat cookies for breakfast? These hearty cookies have shredded carrots, raisins, walnuts, and all your favorite warming spices. They make the perfect indulgent weekday breakfast.

13. How To Make Oatmeal in Jars: One Week of Breakfast in 5 Minutes

Last but not least, the classic way to make a whole week of breakfast at once: oatmeal in jars. So easy, so simple!

Kristin is the co-founder of Part Time Vegan and Silent Book Club. As a former editor at Real Simple, she is compulsively organized and loves solving people's problems. She has a weakness for desserts, especially ice cream.


Ver el vídeo: Nuevas propuestas para celiacos (Octubre 2021).